KLIMTA

A ROOM OF MY OWN

Thursday, June 01, 2006

QUIERO QUE ME UNTEN.


Quiero que me unten pero no de dinero, algo que parece ser muy fácil a juzgar por lo que aparece últimamente en las noticias. Quiero que me unten de cremita. Ha llegado el verano a Galicia y sobre todo al rinconcito donde yo vivo (para que luego digan que en Galicia siempre llueve).
No suelo abandonar la playa ni en invierno pues el mar, la arena y sobre todo, la brisa marina son reconstituyentes muy necesarios en mi vida. Pero no cabe la menor duda que cuando llega esta época del año, este mini-paraiso, mis playas, se convierten en el lugar ideal para reponer fuerzas. Ahora que el curso se acaba, las pilas están descargadas a tiempo completo, son irrecargables y todavía hay que sacar fuerzas de donde sea para sacar estos adolescentes adelante, la burocracia educativa se acrecienta y un sinfin de cosas más se van acumulando en tu mesa de trabajo, .... nada mejor que aprovechar la hora de la comida para refugiarme en la playa y dejar que Lorenzo, la brisa, y la salitre me unten.

2 Comments:

Anonymous Calamity said...

Qué envidia me das. No sabes cuanta. Las personas que han vivido cerca de las costas siempre echan de menos el mar cuando se van a un lugar sin él (tal es mi caso). Hmmm, esa increíble sensación de caminar por la playita descalza mientras el agua salada salpica los piececillos...
En fin, yo ya llevo echándome cremita casi un mes (si no, me quemo un montón), pese a que en Madrid la única playa que hay es una carretera que se llama así.
Muchos besos. C.

Friday, June 02, 2006  
Anonymous muralla said...

Yo también te envidio, pero no por el sol, que aquí abrasa, ni por el mar, que aqí es hermoso también...
Te envidio, porque tengo morriña...
Bicos.

Monday, June 05, 2006  

Post a Comment

<< Home